19 dic. 2011

Mabel Palancín



Mabel Palacín (Barcelona en 1965) Licenciada en Historia del Arte y Cine, fotografía y vídeo por la Universidad de Barcelona. Su trabajo se ocupa de la relación que mantenemos con las imágenes y de la mediación que éstas suponen para la realidad. Desde sus comienzos ha realizado fotografías, vídeos e instalaciones, interesándose por la multiplicidad de formatos por los que una imagen puede manifestarse así como por su cualidad inestable. En sus trabajos las cosas no ocurren directamente porque la realidad está mediatizada, de la misma manera se comportan los personajes y las cosas, que nunca actúan directamente, sino adoptando siempre un desvío que conduce las imágenes a la presentación de realidades alternativas.

Sus trabajos en vídeo describen una realidad fragmentada, narrativas rotas estructuradas por capas en las que el espectador se convierte en una pieza fundamental. Son obras con una importante dimensión espacial en la que la cuestión de la escala y las pantallas múltiples convocan al espectador poniendo en relación la imagen y la arquitectura
Cada vez que se pone tras el objetivo de la cámara. La mayoría de las veces, la medida es entre los límites de lo real y la ficción, aunque también está la medición que las propias imágenes suponen, explorando otras posibilidades capaces de mostrar realidades alternativas. 
Sus trabajos recientes que analizan cómo la imagen ha penetrado en nuestras vidas. 









El proyecto 180º se despliega a partir de una gran vista de un edificio en Venecia: una toma fotográfica en gran definición; y un vídeo recorre esa imagen, desvelando los detalles y proponiendo diversas narrativas que están inscritas en ella. Provoca así una indiferenciación entre medios: 180º es al mismo tiempo una imagen en movimiento y una imagen fija. El proyecto se completa con otra serie de vídeos realizados desde las altanas, las características terrazas de Venecia. Estos vídeos funcionan como puntos de fuga. Obtenidos a través de distintos medios de grabación, en alta y baja calidad, inician un recorrido o un diálogo entre diferentes personajes partiendo del edificio principal del proyecto.



Mabel Palacín refleja la cualidad múltiple de la imagen, su carácter no unívoco, el papel del usuario en la construcción de distintas narrativas. El mismo título se hace eco de ese lenguaje universal que ha asumido la imagen, al ser cifras que no necesitan traducción. Y Venecia se convierte en el sujeto del proyecto subrayando un diálogo entre historia y contemporaneidad, Venecia como espacio origen de las vistas urbanas (Vedutas) y lo urbano como espacio de la contemporaneidad, entre lo local y lo universal.

No hay comentarios.: