28 jul. 2007

cafe con leche


temprano muy temprano, suena el motor,otro tiempo, otro sol
máuss me esta esperando, estoy del otro lado
cafe cortado caminata ,aire frio
El tiempo se congela,nos aturdimos creamos,
reimos, inventamos un juego
Muchos caramelos damasco frutilla,
fotos ,sonrisas congeladas,sombras que se alargan
se acercan....final montaje

1 comentario:

Mäuss dijo...

buena onda!...

lindo texto ángela!

y más allá que lo leiste y que lo viste en www.fotolog.com/mauss dejo este texto que narré de tu venida para que queden los dos juntos, el tuyo y el mío... un besote y nos vemos!!!!




ángela, mi compañera de vuelo, llegó ayer en lancha desde salto a las 8:45... para mi “media mañana”, para ella “madrugada” (jajajaja) y desde ahí nos fuimos al centro de la ciudad en un remis, que para nada desentonaría en una historia de manu chao, o en una historia snob-pseudolatinoide al estilo de babel, y por que no, en una visual pintoresca de nortec collective de méxico… ehhh, si, el tema es que auto, es de un señor que “pesca” rápido a las personas que vienen de viaje y las agrupa en su móvil que no le vendría mal un service (je) y por el módico precio de $1.50 argentino ó $150 uruguayos, lleva a sus pasajeros hasta el radio céntrico de concordia…

luego de bajar de esa “experiencia religiosa” (como la de la canción kitsch) en donde el chofer entre sus comentarios anunciaba… (“miren que en ese negocio de ahí tal cosa… un capo! argentina! argentina! argentina!) pero… en que estábamos, ahhh, bajamos del auto si… caminamos por la peatonal, miramos a vuelo de pájaro las ofertas, y no dirigimos a un lugar para tomar un café… y yo como no se las calles me pasé dos cuadras, y al final le terminamos preguntando a una señora que estaba con un cochecito de bebé, y un bebé (obvio), la cual nos indicó como llegar… ángela era turista y yo turista en mi propia ciudad, como dice birabent… luego fuimos a un lugar de los clásicos de la ciudad, que se llama “my way”… un clásico multiespacio de esos que en la city no son otra cosa que todo en uno, y nada en ninguno… ehhh, bueh, que al final estaba cerrado…

de ahí nos fuimos hasta otro multiespacio (suerte entonces, jajajaja) que se llama veleta… en ese lugar estuvimos hasta las 12:40 haciendo unos proyectos en la laptop, que otro día les contaré… (y si, todo no se puede, jajajaja) nos fuimos a comprar unos caramelos viena, de los que me gustan tanto, y luego fuimos a ver que podíamos comprar, pero estaba todo cerrado ya… entonces recorrimos otro poquito, el centro y nos fuimos a comer y a seguir trabajando en el proyecto que estamos...

llegamos al café ideal, pedimos una mesa que tenga cerca un enchufe para la laptop, y nos sentamos en una que estaba bien contra el vidrio que daba a la calle… lindo solcito había, por el clima y el viento era un buen lugar para nosotros… no para la laptop que por la luz se alcanzaba a ver poco y nada… nos cambiamos de mesa, y ahí se veía, a los minutos el sol se fue para ahí, pero mágicamente dejaba ver la pantalla… seguimos con lo nuestro… hablamos de cosas nuestras, de arte, de la cotidianeidad, de lo efímero que es todo, de galeano, de melero, de serrano, de filosofía, de metafísica, de escultura, de nosotros, de ella, mío, de sus cuadras, de mi música, de las mentiras, de las verdades, del jugolín, del combo kids, de la cajita feliz, de comer con los ojos, del ricardito, de los que no los vas a ver ni porque sea gratis, de los/las adulones/nas, deeee… lo que no se puede contar en palabras, de lo inefable, de lo incierto… hasta cinco de la tarde, nos fuimos a otra vuelta céntrica… ángela compró tres películas recomendadas por quien escribe esta líneas (osea yo, jajajaja) ehhh, las opciones eran bastante acotadas, y no había ninguna de las que pregunté inicialmente… ni el descanso, ni la vida secreta de la palabras, ni la llamada perdida, ni ninguna de las orientales de terror exquisito… pero se llevó tres muy buenas que pude recomendar ríos color púrpura 2, deja-vu y una oriental que no la vi, pero le vi pinta de buena onda… no de terror sino en la línea de la casa de las dagas voladoras, o hero…

luego de eso, la acompañé hacia el puerto, nos sacamos unas pic a nuestras sombras que quedaron muy lindas y también a nosotros, y tan-tan… se subió a la lancha para volver a su casa en salto…

la semana entrante seguimos con el proyecto y con nuestros momentos pendientes/planes a futuro, y también a presente.

estuvo buenísimo ángela!
que se re repita!
hasta la próxima
much love!
mäuss